¿Cómo emparchar una Bicicleta en casa?

Todos los ciclistas tenemos a ese bicicletero amigo que nos salva las papas a cualquier hora ante cualquier problema que tenga nuestra Bici. Pero a veces, algunos pequeños problemas que podemos llegar a tener, son solucionables por nosotros mismos en casa.

La avería más “común” es pinchar una goma. Y a pesar de las horas que pasamos pedaleando a bordo de nuestra amiga de dos ruedas, es habitual que muchos usuarios no sepan cómo emparchar una bici. Bueno, tranquilos, la tarea es fácil y rápida, así que tomate cinco minutos para terminar de leer y… ¡sé tu propio bicicletero!

¿Cómo pegar un parche de Bicicleta en casa?

Si a tu goma se le hizo un pequeño orificio, el primer paso será quitar la rueda afectada. Para trabajar más cómoda y rápidamente, da vuelta la bici (que quede apoyada sobre el piso con el manubrio y el asiento) y sacá la rueda correspondiente. Con la rueda retirada, usá dos palancas para quitar la cubierta y paso siguiente retirá la cámara. Ojo: esto último hacelo con cuidado porque podés dañar más aún ese tubo interno de goma.

A continuación habrá que descubrir dónde está la avería: para eso conviene inflar la goma e ir recorriéndola con la mano hasta detectar por dónde sale aire; otra forma es meterla en algún recipiente con agua hasta ver desde dónde salen burbujas.

La parte fundamental: cómo parchar una Goma de Bicicleta

El último paso será el definitivo. Apenas detectes la pinchadura, marcala de alguna manera y pasá suavemente una lija por la zona afectada. Esto servirá para limpiar la zona donde pondrás el pegamento y lograr un mejor rendimiento.

Hecho esto, colocá solución vulcanizante (que es el pegamento más recomendado para estas superficies), dejalo descansar durante 5 minutos, poné el parche… ¡y listo!

A partir de acá, simplemente poné de vuelta la cámara dentro de la cubierta y colocá ésta última en la llanta. Una vez inflada la goma, tu amiga estará 100% recuperada y lista para seguir viaje.